Consejos para conseguir un buen empleo


Consejos para conseguir un buen empleo

El mayor logro que se debe conseguir o que se desea lograr al llegar a la edad de las responsabilidades, es el encontrar el trabajo idóneo. No solo que complemente esa entrada económica que tanta falta hace, sino que brinde la comodidad y de un espacio lleno de tranquilidad y mérito.


Son muchos los factores que influyen para lograr este objetivo y en gran parte del tiempo se es piedra de tropiezo para no conseguirlo. Para conseguir el trabajo soñado se establecen algunos consejos:

 

5 consejos para conseguir un buen empleo:



  1. Aprender a venderse como la mejor opción al cargo

En realidad así no sea postulante a un cargo de venta el manejar un lenguaje persuasivo es ideal al momento de  describir sus habilidades y destrezas potenciales. El saber usar habilidades verbales podrá hacer más contundente la información plasmada en una tarjeta de presentación, en un currículo o en una entrevista de trabajo.

La seguridad y honradez de lo que se dice es vital ya que si se entra en terrenos de alterar información, tarde o temprano será observada la falla y esto motivara a la duda y a la pérdida de confianza en su veracidad.

  1. Siempre debe mantenerse unido a lo que le apasiona

Es una realidad que cuando se busca empleo lo ideal es concentrarse en eso la mayor cantidad de tiempo posible. Pero si se está motivado sin perder el norte esto ayudara a mostrar un mejor semblante ante una entrevista de trabajo o al plasmar la información en algún cargo a postularse.

Hay que recordar siempre el lema que se trabaja para vivir, no se vive para trabajar.

  • Mantener siempre cerca a los posibles contratantes o referencias para un buen empleo

Siempre existe la posibilidad de conocer gente influyente en cuanto a lo laboral se refiere. Se debe mantener contacto permanente sin caer en lo obsesivo, una vez por semana realizar una llamada o enviar un mensaje para estar muy presente y cuando se presente una oportunidad siempre saltar como una de las primeras opciones.

Hay personas que tienen mucho contacto con empresarios y propietarios que nunca hay que alejar del entorno, hay familiares o amigos que se desenvuelven en medios que pueden ayudar a conseguir ese trabajo que tanto se desea encontrar.

  1. Hay que fijarse muy bien el los datos del CV

La información que se condensa dentro del currículum es vital a la hora de querer optar a un cargo. Por ello esta información debe centrarse en lo que la empresa  o entrevistador desea observar. Si se está postulando a un empleo lo lógico es que esté capacitado para ello, esto ya es un punto a favor.

Pero el saber usar un perfil adecuado es muy importante. Hay diseños de CV, que destacan de otros y esto viene de la mano con el tipo de empresa a la cual se entregara. Un detalle que muchos no toman en cuenta es la fotografía. Si es solo una foto pero esta es la primera cosa que se observa del CV, por ello debe ser la ideal.

Sin poses alocadas ni sensuales, sin gestos exagerados ni vestimentas no adecuadas. Lo ideal es que sea una foto que trasmita seguridad y serenidad. Una sonrisa puede ser pero enmarcada en lo antes planteado sumaria puntos a favor del CV entregado.

El destacar los estudios realizados es buena opción, pero lo más a tomar en cuenta son las destrezas y habilidades que se tienen para cubrir la vacante, así que en ese renglón se debe utilizar mucho el ofrecimiento, para hacerse ver como indispensable para el cargo.

 

  1. Las tarjetas de presentación siempre son un arma infalible

El CV se presenta en la entrevista y el entrevistador lo leerá tanto en ese momento como en algún otro posterior, pero nunca lo llevara consigo para todas partes. La tarjeta de presentación es el vehículo para estar siempre a la mano de esta persona y en un abrir y cerrar de ojos se presenta una emergencia de vacante y ahí puede venir su oportunidad.

Por ello las tarjetas de presentación son aval de presencia, y deben ser diseñadas para llamar la atención.


Deja una respuesta